Pueblo Nación Mapuche: cronología de dos fusilamientos y dos prisiones preventivas

por Revista Cítrica
26 de noviembre de 2021

Este viernes por la tarde, Martín Cruz Feilberg y Diego Alejandro Ravasio, ambos acusados por los ataques contra la lof Quemquemtrew, participaron de la audiencia sobre la formulación de cargos en la que el juez Víctor Gangarrossa les dictó la prisión preventiva por "tentativa de homicidio y homicidio agravado por el uso de armas en carácter de coautores" de Elías Garay y Gonzalo Cabrera. "Las evidencias avalan en principio la hipótesis de la fiscalía", sostuvo el magistrado.

Sur de Argentina. Enorme Patagonia. Enorme extensión. Río Negro. El Bolsón. Cuesta del Ternero. Lof mapuche Quemquemtrew. Total normalidad en la anormalidad: un gobierno local, el de Arabela Carreras (Juntos somos Rio Negro), apoyado por el Nacional, de Alberto Fernández y su ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, autoriza a un ejército llamado COER, a sitiar a un puñado de originarios y originarias que reclaman por sus territorios ancestrales. Así de insólito y de desmesurado. Ese sitio, que por definición significa ‘hacer que una persona o un grupo de personas no tenga más remedio que aceptar lo que se le propone o ceder en cierta actitud’, dura casi 60 días (desde el 27 de septiembre). Y se prolonga entre ataques, amedrentamientos y hostigamientos que perpetúan el genocidio encabezado por Julio Argentino Roca entre 1876 y 1879. Hoy es violencia y apremios estatales en estado democrático, puro y crudo. 

Un poco de historia más reciente: el 18 de septiembre, a través de un comunicado, la Lof Quemquemtrew informaba la recuperación territorial de un predio fiscal, en el que Rolando Enrique Rocco, empresario forestal, poseía un permiso del Estado para forestación con pino. Rocco denunció -por entonces- a la lof, por usurpación. 

¿Qué pasó en los últimos días? Entre el jueves y viernes -18/19 de noviembre- el acampe humanitario instalado para proteger a la lof Quemquemtrew se repliega al predio de un vecino, tras haber denunciado en reiteradas oportunidades, hostigamiento y provocaciones a las mujeres por parte de los efectivos policiales. Sin agua, sin comida, sin suministros, y con amedrentamientos constantes, se hace imposible continuar la ocupación pacífica. 

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Repasemos: el operativo estuvo a cargo del comisario Oscar Zapata, de la comisaría 12 de El Bolsón, bajo la orden de la fiscala en jefe Betiana Cendón, el fiscal Francisco Arrien y el juez Ricardo Calcagno, quienes sostuvieron por casi 60 días la prohibición de ingreso de alimentos y abrigo a quienes permanecieron en el territorio judicializado, así como también la restricción de circulación por la ruta 6, único acceso que atraviesa el paraje Cuesta del Ternero, a toda persona que no acredite domicilio en el lugar o posea permiso judicial. 

Horas después, el domingo 21, súbitamente, y como salidos de la nada misma, dos hombres, armados con fusiles, ingresan a la Lof en conflicto. Un conflicto del que toda la Patagonia estaba anoticiada (casi dos meses de pugna). Estos dos hombres, caminando por el monte, se encuentran con Elías y Gonzalo, dos mapuche de la Lof. Tras un breve intercambio de palabras que versó sobre qué hacían allí, y que debían retirarse de los terrenos, estos hombres apuntan y fusilan a los originarios. Elías Garay -29 años- cae asesinado de dos disparos. Gonzalo -de 26 años- es trasladado de urgencia al hospital de El Bolsón con dos impactos calibre 22 en su abdomen. Allí, sobre la ambulancia, puede contar mínimamente lo ocurrido, sumido en la desesperación. 

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Mientras se retira la ambulancia, el COER vuelve a sellar el cerco: otra vez, la comunidad sitiada en el territorio, sin ninguna noticia de qué era lo que estaba sucediendo afuera, ni cuál era la salud de Gonzalo. (Recién cerca de la medianoche, Soraya Maicoño, junto a la directora del hospital de El Bolsón y un perito, constatan la muerte de Elías. Una verdadera tortura psicológica: todo el día con el cuerpo sin vida de Elías). 

Relato en primera persona de un testigo: “El domingo 21 de noviembre, alrededor de las tres de la tarde, escuchamos un drone que andaba por encima de las carpas. Nos reunimos donde siempre estamos para ver qué podíamos hacer. El drone se fue. En ese momento aparecieron dos personas en el camino vestidas de civil, les pedimos que pararan, pero no lo hicieron, y siguieron caminando por los caminos del bosque. Estas personas decían que se habían perdido, que andaban cazando. Nos dimos cuenta que eso era mentira, porque no hay animales para cazar en el territorio. Ahí se acercaron el lamien Elías Garay y el lamien Gonzalo Cabrera. De un momento a otro les dispararon a los dos: a Elías en los pulmones y a Gonzalo en el pecho y en la boca del estómago. Todo pasó muy rápido. Fuimos a buscar a los otros lamien que estaban en el territorio. Buscamos agua para poder limpiarles las heridas. Cuando lo revisamos a Elías, vimos que lo habían herido debajo de las axilas. Intentamos reanimarlo, moverlo, pero se nos fue en dos minutos. Su compañera estaba al lado. Los policías no dejaron pasar a nadie, cortaron todos los caminos, cuando ya estamos sitiados hace dos meses. Pudimos contactarnos con unos lamien (hermanos) que estaban abajo para que subieran, pasaron casi por encima de la Policía, lograron llegar y llamamos a una ambulancia".

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Inmediatamente, tras el traslado vertiginoso de Gonzalo y en medio de la confusión, desde la comunidad mapuche se pensó que lo que había ocurrido se había debido a una represión del COER, un ingreso abrupto, un asalto al territorio. Era lógico. Es parte del manual del accionar de las fuerzas represivas del Estado desde siempre. ¿Quién otro podía ser? ¡Sesenta días sitiados -una medida cautelar del juez Ricardo Calcagno-! ¡No dejaban entrar ni agua! Sin embargo, estos dos hombres consiguieron lo imposible. ¿Cómo pudo suceder? "Es que estaban cazando", dijo una versión afiebrada. Es materia de investigación. 

Mientras tanto, y también en forma radical y súbita, desde los Gobiernos nacional y provincial negaron que hayan estado involucradas las fuerzas de seguridad. En tanto, el cuerpo de Elías permaneció durante todo el domingo, al rayo del sol, en una cuasi absoluta soledad. "Lo extraño de esto es cómo hicieron para entrar, pues no dejan entrar a otras personas que no sean habitantes de Cuesta del Ternero. Eso mismo nos decía la fiscal. Habíamos llegado a un momento en que había una audiencia en los próximos días. No había incidentes ni orden de allanamiento. El acampe estuvo hasta anteayer y el COER (Cuerpo de Operaciones Especiales de Rescate) no dejaba pasar a nadie que no fuera habitante del lugar. Por eso se torna más extraño. Si fueran policías, lo hicieron sin orden y sin justificación", dijo Nelson Ávalos, integrante de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) Noroeste de Chubut y a cargo de la Secretaría de los Pueblos Originarios.

Ante la noticia, personas comenzaron a agolparse frente al hospital de El Bolsón, para preguntar por la salud de Gonzalo, el fusilado que vivía. Al caer la noche, se instaló un corte con protesta en el ingreso. Indignación y reclamos, para que el hecho se esclarezca rápidamente.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

"En el marco de un hecho delictivo ocurrido en Cuesta del Ternero, el Gobierno de Río Negro informa que desde la Policía de Río Negro no se dieron órdenes de actuaciones ni se llevó a cabo ningún tipo de operativo o intervención que tenga que ver con dicha situación", fue el escueto argumento del gobierno local de Arabela Carreras. En tanto, el Ministerio de Seguridad de la Nación, que encabeza Aníbal Fernández, emitió una notificación en la que dijo: "Atento al hecho de público conocimiento ocurrido hoy en Cuesta del Ternero (RP 6), Río Negro, destacamos que Gendarmería Nacional no tiene presencia en el lugar, encontrándose en El Bolsón (Escuadrón 35), a aproximadamente 38 km por RN 40”.

Por su parte, el vicepresidente del Instituto de Asuntos Indígenas (INAI), Luis Pilquiman, sostuvo que "es la policía de Río Negro y la provincia que debe brindar seguridad a los ciudadanos rionegrinos y eso no pasó. Estos individuos pasaron por las narices de los policías y no los vieron; no entendemos qué pasó".

En este sentido, el premio Nobel de la Paz y titular del Servicio de Paz y Justicia (Serpaj), Adolfo Pérez Esquivel, declaró en las primeras horas del lunes 22:  "Desde siempre estuvimos en contra de toda represión y ahora, otra vez, contra la represión al pueblo mapuche. Repudiamos la represión contra el pueblo mapuche y condenamos la muerte del joven Garay quien pacíficamente reclamaba su territorios. También, responsabilizamos a la gobernadora de Río Negro Arabela Carreras, quien se niega a dialogar y su opción es la represión; denunciamos la violencia de la policía de Río Negro y las permanentes amenazas contra la comunidad mapuche". 

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

En tanto, Valeria Mustoni, integrante de la Corriente contra la Represión Policial (Correpi), dijo que "las comunidades mapuches vienen denunciando el hostigamiento permanente por parte de las fuerzas de seguridad represivas desde hace meses". "Hace tiempo que las fuerzas de seguridad están intentando desalojar esos territorios de diversas maneras. Lo que pasó ayer fue un ataque a la comunidad que tiene que ver con ese operativo. Que actúen vestidos de civil no es ningún elemento para deducir que no se trata de la policía", apuntó.

Mientras las voces de repudio se sucedían, los medios de desinformación hegemónicos y alineados con las versiones de "los gauchos" hacían su tarea. ¿Qué pasó la noche de ese domingo mientras se realizaba la protesta por los fusilamientos? Al mismo tiempo transcurría la "fiesta de la tradición", en el gimnasio municipal local. Más tarde se supo que la reunión fue suspendida con el argumento de que "afuera hay una manifestación y un corte de ruta". Al instante, los concurrentes, envalentonados y bajo un sinfín de furia, piedras, rebenques y facones en mano, salieron -literalmente- a "cazar gente". Se vivieron escenas salvajes, de violencia, por parte de estas personas, algunas de ellas montadas en caballos, persiguiendo manifestantes como si fuera un émulo de los ataques del Ejército durante la nefasta "Campaña" al "Desierto".

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

Fotos en Huawel Niyeu (Ing. Jacobacci), Río Negro. Registro de Pu Choyün.

El lunes, por la mañana, el intendente de El Bolsón, Bruno Pogliano, alineado con el pensamiento represivo del anterior gobierno de Cambiemos, celebró el ataque de "los gauchos" por sobre manifestantes y originarios, en una suerte de "conferencia de prensa". Al mismo tiempo, en Quemquemtrew se estaba reuniendo gente de distintas comunidades para despedir el cuerpo de Elías, con sus ceremonias correspondientes. Durante esa espera, y con la certeza de que el fiscal había aprobado el ingreso, quienes esperaban en el retén decidieron pasar. Fueron inmediatamente reprimidos con balas de goma, disparadas por la policía de Río Negro y el COER, en perjuicio de familias y vecinos que aguardaban en pleno duelo, y con la desesperación de saber que la familia de Elías se mantenía junto a su cuerpo, al sol, desde hacía horas, esperando para poder retirarlo del lugar. 

Finalmente llegó la abogada y el jefe de los uniformados, se habilitó el paso, se ingresó al predio, las comunidades mapuche subieron, y quienes acompañaban se quedaron abajo, hasta las 18, cuando finalmente pudieron bajar con el cuerpo de Elías y despedirlo.

Posteriormente, el cadáver fue trasladado a la morgue judicial de Bariloche (la autopsia arrojó que Elías falleció de shock hipovolémico a raíz de un disparo de arma de fuego efectuado en la zona del tórax, según se informó oficialmente). Ese mismo lunes, el acuerdo era que tanto el fiscal -Martín Lozada- como el perito, ingresarían al territorio para recabar toda la información acerca del asesinato de Elías. Con la excusa de los incidentes y la represión ilógica desatada en el perímetro de la lof, por parte del COER, afirmaron que "no estaba garantizada su seguridad", y no ingresaron. Sólo lo hicieron los mapuche, vecinos y vecinas de la zona que acompañaron, y la camioneta forense. Por lo tanto, el único perito que ingresó fehacientemente fue el del domingo por la noche, que accedió con una linterna y una cámara filmadora, pero no tomó muestra alguna. 

A Gonzalo, luego de haberlo intervenido quirúrgicamente y estabilizarlo en el hospital de El Bolsón, lo trasladaron -el miércoles- al hospital Ramón Carrillo de Bariloche, luego de que se complicara su estado de salud. En este hospital, el fiscal de la causa logró tomarle declaración. Fue el mismo miércoles, en horas de la tarde. Con esta data, la Fiscalía, el jueves 25 por la mañana, sumado a otras declaratorias y testimonios recogidos por la justicia como material probatorio, estableció el pedido de detención de estas dos personas identificadas como Martín Cruz Feilberg y Diego Alejandro Ravasio. Ambas son las indicadas de haber cometido los fusilamientos en Cuesta del Ternero contra los comuneros mapuche. 

Durante el jueves se realizaron allanamientos en Esquel. Ravasio fue detenido en su domicilio, donde se secuestró también el auto identificado en el lugar de los hechos, con la patente adulterada (pintada) y Martín Cruz Feilberg se había ido de la localidad. Horas más tarde se presentó en la ciudad de Comodoro Rivadavia, donde se entregó, y declaró su participación en el hecho.

Este viernes por la tarde ambos acusados participaron de la audiencia que comenzó a las 14, sobre la formulación de cargos. En la misma, el fiscal Arrien se explayó sobre la acusación. “En acuerdo de voluntades y convergencia intencional, entre las 15 y las 16 del dia 21 de noviembre de 2021, ingresaron al predio que es parte del lote 103 y 104 del paraje Cuesta del Ternero, actualmente ocupado por integrantes de la comunidad mapuche lof Quemquemtrew, portando dos armas de fuego, ambas de la familia calibre 22, y estando allí, al ser interceptados por algunos miembros de la comunidad, dispararon con intenciones de darle muerte a Gonzalo Fabián Cabrera, produciéndole dos heridas de arma de fuego en región epigástrica, y a Pedro Elías Garay, produciéndole una herida de arma de fuego, que le perforó de izquierda a derecha su tórax, lesionando la aorta, la vena cava y ambos pulmones. Provocando además una hemorragia interna que desencadenó en un shock hipovolémico que ocasionó finalmente su muerte. Inmediatamente después de estas acciones, huyeron ambos del lugar. La calificación legal en la que encuadramos los hechos es tentativa de homicidio y homicidio agravado por el uso de arma de fuego, y siendo Diego Alejandro Ravasio y Martín Cruz Feilberg responsables a título de coautores”.

Al momento de confirmarse la formulación de cargos por parte del juez, la fiscala Betiana Cendón pidió como medida cautelar “para preservar el avance de la investigación” la prisión preventiva de Feilberg y de Ravasio, por "evasión, fuga y entorpecimiento a la investigación" de los fusilamientos de Elías Garay y Gonzalo Cabrera. "Debemos cuidar a Gonzalo y su pareja, testigos presenciales", dijo Cendón durante la audiencia de formulación de cargos por el homicidio. 

La defensa, por su parte, había solicitado la prisión domiciliaria con custodia. El entorpecimiento al que se refiere la fiscala se basa en que la patente del auto -presuntamente de- Ravasio estaba pintada; que no se encuentra el arma disparada; ni el dron de la policía que fue visto por última vez descendiendo por el viento hacia la entrada donde se encontraba el vehículo de estas personas; que fueron buscados durante 4 días; que los acusados estaban en otra jurisdicción, en otra provincia. Y además que hay una familia atemorizada, y -la propia testigo- alojada en otra localidad, por temor y peligro real de su vida.

Dijo además la abogada querellante Andrea Reile: "Adherimos a lo dispuesto por la fiscalía y agregamos que quienes estaban con el arma (Ravasio) no tenía permiso de uso de arma. Por lo tanto, no hay respeto a la normativa vigente, y fue utilizada sin autorización”.

Finalmente, cerca de las 16.30 de este viernes, el juez Víctor Gangarrossa dictó la prisión preventiva para ambos acusados de los fusilamientos de Elías Garay y Gonzalo Cabrera en la Lof Quemquemtrew. "Las evidencias avalan en principio la hipótesis de la fiscalía. Formalizamos la investigación en contra de los acusados y adelanto que hago lugar a la petición de M.P.F. de prisión preventiva Hasta el 27/3/2022", sostuvo el juez.

Cabe recordar que los cargos son: "tentativa de homicidio y homicidio agravado por el uso de arma y en calidad de coautores".

"Existen indicios para considerar peligro de fuga y ha existido entorpecimiento de la investigación", señaló. "Los imputados no fueron a pedir ayuda a la policía, y entiendo que es indicio importante, sabiéndose involucrados en un hecho, hubiese sido más prudente presentarse". "Entiendo que haberse ausentado del lugar de los hechos y encontrarlos fuera de la jurisdicción a los 5 días, me convencen de que realmente no tuvieron intención de estar a derecho oportunamente", sentenció el magistrado.

Cabe recordar que los cargos son: "tentativa de homicidio y homicidio agravado por el uso de arma y en calidad de coautores".

Más tarde, el juez argumentó que "no es mi rol opinar si hay delito o no, pero sí valorar las circunstancias planteadas por la fiscalía. Todas estas circunstancias resultan fundamento claro de la decisión que voy a tomar. No son definitivas y la defensa podrá presentar nueva prueba y determinar si los riesgos han cesado. Hoy por hoy, con lo que escuché, y las pruebas expuestas por la fiscalía, entiendo que corresponde decretar la prisión preventiva por el término de 4 meses respecto, venciendo el 27/3/2022 (no se toma el mes de feria judicial por eso dice 4 meses).

Cendón, por su parte, abogó por “la protección de las personas”, y junto a lo decidido por Secretaria de Seguridad Betiana Minor, dispusieron la prisión en la localidad de General Roca, donde ya tendrían “dos cupos". 

En tanto, la defensa de Ravasio -Estanislao Casaux y Pablo Calello- solicitó que la detención se materializara en Dina Huapi, en la comisaría 36. Ernesto Saavedra  y Emiliano Magaldi, defensores de Feilberg, y mismo abogado del empresario Rolando Rocco, planteó la revocatoria de la decisión del juez y adelantó que se reservará la impugnación. “No son sicarios, son trabajadores”, sostuvieron las defensas particulares los acusados, que son socios entre sí y también de Rolando Rocco. Argumentaron que sólo Ravasio reconoció haber tenido una carabina 22, la que no fue encontrada. Tampoco aparecieron rastros del dron de la policía de Río Negro que cayó instantes antes de que los sindicados como coautores del crimen de Elías se retiraran del lugar.

Posteriormente el juez no dio lugar a la revocatoria, mientras que la querella argumentó que "es inverosímil la reiteración del relato sobre que dos personas fueron rodeadas en una especie de enfrentamiento y no avisaron, huyeron, y no presentan ninguna lesión, ninguno de ellos. Habla de la impunidad con la que se movieron todo este tiempo. No tiene nada que ver con estar allí ‘trabajando’. ¿Cómo no van a saber si están o no están? Es un relato totalmente inverosímil", dijo Ezequiel Palavecino, abogado querellante junto a Andrea Reile.

Gangarrossa dictaminó que ambos acusados queden alojados en las comisaría 27 y 36 de Dina Huapi hasta se envíe oficio al servicio penitenciario y se gestionen los cupos en caso de que en esta ciudad no pueda garantizar el resguardo. “Finalmente, reitero quedan alojados donde se encuentran detenidos hasta que el Servicio Penitenciario provincial determine otro alojamiento acorde”, resaltó.

¿Qué se sabe de Feilberg? Es un empresario forestal que al mismo tiempo tiene permiso de uso de armas, según boletín oficial, por dos empresas de seguridad privada, una que se llama Zeus y otra que se denomina TeamSeg. En el caso de Ravasio solo aparece firmando varias notas cómo “vecinos Pro Mineros de Esquel”. Cuándo Feilberg se entrega en la ciudad de Comodoro Rivadavia relato que estuvieron en el territorio mapuche, afirmó que fue con su “amigo Ravasio” y que allí se 'enfrentaron' y luego se retiraron del lugar. 

¿Qué hacían en el territorio y por qué estaban armados? ¿Por qué dispararon contra comuneros desarmados? ¿Por qué no se entregaron después de haber fusilado a Gonzalo y a Elías? ¿Dónde estuvieron durante todas esas horas y días? ¿Cómo fue que ingresaron en un territorio judicializado sin permisos ni notificaciones? Y el último de los interrogantes -al menos por ahora-: ¿son Feilberg y Ravasio empleados de Rocco? Aparentemente sí. Ambos acusados se presentaron como “socios” y que a través de la empresa General Simón, tienen "el 50% del derecho de leña dura, ciprés, del aprovechamiento de lo quemado". Dijeron que trabajaban desde abril en la tala rasa de lo quemado en el predio en el que Rocco tiene el permiso correspondiente. La justicia afirma que investiga.

©2022 Revista Cítrica. Callao 360, Ciudad Autónoma de Buenos Aires - Argentina - Editor responsable: Cooperativa Ex Trabajadores del Diario Crítica. Número de propiedad intelectual:5313125 - infocitrica@gmail.com | Tel.: 45626241